educacion alternativa

Educación alternativa: el método Montessori

Publicada en Publicada en Formación

El modelo educativo es un aspecto básico en los cimientos de una sociedad. Es por ello que cada ciertas etapas, generalmente largas, las instituciones que marcan la implantación de dichos modelos, se cuestionen cambios. Y en medio de estos cambios que se proponen los gobiernos de turno encontramos la educacion alternativa, recibiendo esta calificación porque se enmarca dentro de unos patrones diferenciados a la enseñanza institucional.

Porque es aquí donde comienza el patrón de sociedad que se quiere fraguar para el futuro, así que la educación infantil y escolar sustentan todas las etapas posteriores, que no son obligatorias pero a las cuales se accede mediante la voluntad de seguir estudiando.

La pedagogía libre, que es otra de las denominaciones por las que se entiende la educación que corre en paralelo a la de los centros estatales homologados, tiene varios métodos famosos y éstos serían los más conocidos:

El método Montessori (educacion por proyectos), que recibe este nombre por la educadora italiana María Montessori, comienza a finales del siglo XIX y principios del XX y está plasmado en su libro “El Método Montessori” escrito en 1912. La pedagogía que emana de sus páginas está basada en la experiencia de la también doctora italiana, que trabajó con niños con deficiencias de tipo mental y necesidades especiales.

Ella estableció que los niños son seres competentes desde muy temprana edad y tienen una enorme capacidad de aprendizaje. Mediante la observación clínica que mantuvo sobre niños en hospitales, llegó a la conclusión de que la mente del niño es absorbente de cuanto se le presenta ante él, de modo que abogó por fomentar su autonomía dentro de un entorno proporcionado a su medida. Tales como mobiliario a su tamaño, materiales didácticos de naturaleza científica y sobre todo, dándoles la oportunidad de valorar la voluntad como centro de todo el esfuerzo.

Las escuelas que siguen la educación alternativa que propone el método Montessori buscan el respeto hacia los niños, para lo cual sostienen que éstos deben gozar de una gran libertad, dentro de unos límites.

Los aspectos artísticos tendrían una enorme importancia, eliminando el sistema típico de calificaciones y sustituyéndolo por la autocorrección. Los niños pueden moverse a su antojo por la clase, en la cual se pretende reproducir el ambiente doméstico, y son ellos quienes eligen en cada momento lo que desean hacer.

Otro método pedagógico coetáneo del anterior es el conocido como Método Waldorf, desarrollado por el filósofo y pedagogo Rudolf Steiner, cuya esencia va más allá de la educación y hace hincapié en alimentar sobre todo el espíritu.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *